El Alzheimer y el Parkinson podrían detectarse por la piel

29 visitas

El Alzheimer y el Parkinson son enfermedades cada vez más comunes en España. Actualmente, se calcula que afecta a 800.000 y 150.000 personas, respectivamente. Estas enfermedades tienen en común que suponen un riesgo cognitivo que dificultará la vida cotidiana de la persona portadora de la enfermedad

El tratamiento de este tipo de enfermedades no es fácil debido a la ausencia de tecnología que permita confirmar la enfermedad. En cuanto al Parkinson, es una de las que más dudas genera ya que además de temblor y rigidez, existen otros tipos de síntomas. 

Hasta el día de hoy, la confirmación de estas enfermedades no era posible sin una biopsia en el cerebro, por lo que solían pasar desapercibidas. Además ya han ido evolucionando y están haciendo bastante daño en el cerebro.

La biopsia puede mostrar que este tipo de enfermedades se caracterizan por presentar alteraciones en la estructura y función de algunas proteínas. Las células de la piel y las neuronas tienen proteínas comunes como la proteína TAU (un tipo de proteína microtubular, su función está vinculada a la unión de los microtúbulos para poder estabilizar el citoesqueleto neuronal). Los depósitos anormales de esta proteína que se encuentran en las neuronas, es posible que se encuentren también en la piel.

Dado que la piel y el tejido cerebral tienen el mismo origen embrionario, los investigadores pensaron que deberían mostrar las mismas proteínas anómalas.

Con estudios realizados después de la muerte de pacientes con estas dos enfermedades se descubrió que se encontraban los mismos depósitos tanto en el cerebro como en la piel.

Para estudiar si ocurre lo mismo en vida, el equipo científico de Ildefonso Rodríguez Leyva reclutó a 65 voluntarios, 53 con enfermedades degenerativas como el Parkinson, Alzheimer… Los otros 12 eran pacientes saludables como medida de control.

Para este estudio, los investigadores tomaron biopsias de piel de 20 personas con Alzhéimer, 16 con Parkinson, 17 con demencia causada por otras enfermedades y de 12 personas sanas de la misma edad.

En este estudio se realizaron búsquedas en la presencia de la proteína TAU, y las 20 personas con Alzheimer y las 16 con Parkinson tenían un incremento en los niveles de esta proteína en su piel comparados con los pacientes saludables y los que tenían otro tipo de demencia.

Aunque esto fue solo un experimento y no está científicamente comprobado que estas enfermedades tengan una relación con la proteína TAU, este es un avance muy positivo que permitirá estar más cerca de la detección y prevención de este tipo de enfermedades.

Redactado por: Óscar Buj, Rebeca Ivascu, Iker Monfort, Rubén Pachés, Jacobo Garrido, Pablo Reboll. Estudiantes de cuarto de la eso del IES Penyagolosa.

Redactors juniors

close

El más reciente